AUTOCARAVANA CHALLENGER MAGEO 280

- Anuncio -

Challenger racionalizó la denominación de sus autocaravanas según un patrón propio. En el vehículo que hemos probado, Mageo 280, el 2 inicial indica que su longitud está comprendida entre 6 y 7 metros; el 0 final nos dice que no dispone de cama trasera.

Mageo hace referencia al acabado y equipo, superior a Genesis la serie hermana. En ambos casos el cliente puede optar por la mecánica Fiat Ducato o Ford Transit. Está última era la que tenía la autocaravana que hemos probado, con la motorización de 155 CV de potencia.

La distribución del espacio interior del 280 difiere notablemente de las implantaciones habituales.

- Anuncio -

No hay cama fija, en su lugar nos encontramos con una cama doble, de 2 metros de largo por 1,4 m en la cabecera y 1,2 m en los pies, montada longitudinalmente, adosada al techo y que baja por accionamiento eléctrico. Hay tres posiciones, al bajarla hace una parada en cada una. En la primera no es preciso plegar el salón para dormir, la distancia al techo es de 58 cm y al suelo 154 cm. En la segunda, está prevista para poder utilizar la cama en que se transforma el sofá, la distancia al techo es de 80 cm y al suelo 132 cm. En la tercera, abajo del todo, la distancia restante hasta el suelo es de 88 cm, y por lo tanto no se precisa escalera para subir a la cama, pudiéndose acceder por los pies o por ambos lados.

La disposición del mobiliario, que nos recuerda a las autocaravanas Prium de la marca de hace unos años, se articula alrededor de un sofá reclinable central, frente a él una mesa flanqueada por dos asientos adosados a las paredes laterales que con los dos sillones de cabina giratorios dan origen a un confortable salón para seis ocupantes.

Si bien el 280 está pensado para que viajen y vivan dos personas, reclinando el sofá y bajando la mesa se hace una cama doble que hay que considerarla auxiliar. El descenso de la mesa, asistido eléctricamente, se comanda por un mando situado en la banqueta derecha. La mesa tiene un desplazamiento transversal de 3 cm y longitudinal 25 cm.

Está homologado para cuatro plazas en ruta. Dos de ellas en el sofá, que quizás echen en falta unos reposabrazos pero podrán inclinar el respaldo y hacer una siesta cuando el panorama sea monótono.

La zona del aseo es unos de sus puntos fuertes. Amplio, ocupa casi toda la amplitud de la trasera. La ducha, independiente, está situada en el lado izquierdo.

En el centro tenemos un espacio vestidor con un gran armario ropero, a la derecha el lavabo y el inodoro. El espejo del lavabo es estrecho y está en una esquina, pero en contrapartida las dos puertas del armario ropero son dos grandes espejos.

La cocina, en L tal como gusta, ofrece suficiente espacio para guardar los útiles que le son propios y las viandas. El frigorífico, de dos puertas, tiene una capacidad de 175 litros. Encima está situado el soporte para la televisión, cuando se extiende se ve bien desde la cama, hay que poner la cabeza en el lado cabina que es el ancho, y de día desde los sillones de cabina o desde los asientos laterales.

La capacidad de almacenamiento es importante, además de los armarios altos habituales y del gran armario ropero, tenemos un gran cofre, en el que una moto o un par de bicicletas, en el lado derecho, más alto, se pueden guardar unos esquís, por ejemplo. Es accesible pos ambos lados y por atrás.

La calefacción, como en toda la gama 2016 de la marca, es de gasóleo. Se alimenta del depósito del vehículo. La ventaja está en que se reduce, cuando la temperatura baja, el consumo de gas, por lo tanto las bombonas, o bombona, dura más, mejorando la autonomía, muy importante cuando visitamos otros países en los que no siempre las bombonas son compatibles con las nuestras.

Los 155 CV del motor Ford son más que suficientes para mover esta autocaravana.

Mantiene ritmos elevados con facilidad. El plus de potencia, sobre la motorización estándar de 125 CV, se agradece en los adelantamientos, principalmente a camiones o autobuses. Seleccionando la relación de cambio adecuada y pisando el acelerador nuestro Mageo salía disparado y en muy pocos segundos, y metros, el obstáculo estaba superado. Si hay que buscarle algún defecto a este propulsor diríamos que le falta algo de elasticidad.

FICHA TÉCNICA: